Economicas

El riesgo de una guerra comercial mundial

Néstor Avendaño/Colaboración/El Aventino.

c__data_users_defapps_windows-phone_appdata_internetexplorer_temp_saved-images_untitled

 

Lo opuesto al libre comercio es la guerra comercial, o sea, la proliferación de aranceles a las importaciones de bienes. Con el supuesto de que desaparecieran los tratados de libre comercio más importantes y de que los países de economía avanzada comenzaran a poner aranceles a diestra y siniestra, la economía mundial se afectaría con una pronunciada desaceleración o estancamiento, en el mejor de los casos, o con una nueva recesión, en el peor de los casos. Los precios de los bienes importados se incrementarían y la tasa de inflación de los precios al consumidor se aceleraría en todas partes del mundo. Este escenario económico, el de una caída de la producción con una elevada inflación, es conocido en la literatura económica como estanflación.

La imposición de aranceles, hasta este momento, es una promesa electoral y un deseo del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pero no hay que olvidar que crear, modificar y destruir impuestos es una atribución de los hacedores de leyes, de los legisladores, y no del ejecutor de las leyes, el presidente de la república.

El establecimiento de aranceles de parte de Estados Unidos a las importaciones procedentes, por ejemplo, de México o de China, sería posible con una ley estadounidense mas no con un decreto presidencial; en otras palabras, la guerra comercial sería aprobada por el Congreso de Estados Unidos, que también aprobó los tratados de libre comercio, como el NAFTA (North American Free Trade Agreement) y el CAFTA-DR (Dominican Republic-Central America Free Trade Agreement). La Organización Mundial de Comercio (OMC) también tendría que pronunciarse al respecto. No obstante las marcadas intenciones proteccionistas exponen al riesgo la globalización y las relaciones multilaterales, que se gestaron desde 1944 con la suscripción de los acuerdos de Bretton Woods.

Con mayoría republicana, las dos cámaras del Congreso estadounidense darían un giro de 180 grados si sustituyeran el libre comercio con la guerra comercial, ya que el NAFTA fue aprobado cuando era presidente de Estados Unidos George Bush padre, y el CAFTA-DR, cuando era presidente George Bush hijo.

Sin embargo, la incertidumbre económica y comercial siempre está presente, porque en política todo puede suceder. El presidente Donald Trump ya dio un ejemplo de su animadversión para los tratados comerciales multilaterales al firmar un decreto para retirar a Estados Unidos del TPP (Trans-Pacific Partnership), un acuerdo comercial de doce países de la Cuenca del Pacífico con un Producto Interno Bruto (PIB) igual a 42% del PIB Mundial. Además, lanzó una advertencia a las empresas que estén pensando en localizar su producción fuera de Estados Unidos de que les impondrá un impuesto fronterizo muy fuerte sobre el producto cuando llegue.

El presidente Trump también ha externado su simpatía por el Brexit y por la fragmentación de la Unión Europea y ha acusado a Alemania de manipular el tipo de cambio, o sea, de subvaluar el euro, para dar una mayor competitividad a las empresas exportadoras alemanas. El presidente del Banco Central Europeo (BCE), el economista italiano Mario Draghi, rechazó esa denuncia.

La incertidumbre económica también crece, porque el presidente republicano ha mostrado sus intenciones facilitar las inversiones en Estados Unidos por la vía de un recorte masivo de impuestos, así como reducir los impuestos a los ricos como a las empresas, hasta un rango de entre el 15% y 20%, frente al 35%, o probablemente más, 38% actual.

El presidente Donald Trump firmó la orden ejecutiva para impulsar la construcción del prometido muro de separación con México, con el fin de frenar la entrada irregular de inmigrantes, el cual haría pagar a México mediante un impuesto del 20% a sus importaciones.

Cumplió la promesa de desmantelar los programas sociales, iniciando con la flexibilización de la ley sanitaria Obamacare, y liberalizó a los contaminadores del medio ambiente, firmando dos órdenes ejecutivas para resucitar los proyectos de construcción de dos polémicos oleoductos, Keystone XL y Dakota Access, que la Administración de Obama frenó con el argumento del daño medioambiental. Aprobó el proceso de revisión integral del paquete de medidas reglamentarias conocido como la Dodd-Frank Act, que se adoptó por iniciativa de la Administración de Barack Obama tras la pasada crisis financiera desatada por el desplome de Lehman Brothers para poner a raya a los grandes bancos y evitar abusos.

Dio la orden ejecutiva de reducir las regulaciones burocráticas del gobierno federal, de tal forma que por cada nueva regla impuesta se eliminen otras dos.

Impuestos, aranceles, desregulación, reducción de beneficios sociales, es un menú de política económica muy peligroso, mucho más peligroso en un momento en que la economía mundial no ha recuperado la velocidad normal de su crecimiento después de la recesión económica mundial de 2008-2009. La liberalización comercial versus la guerra comercial.

Frente a un choque externo de esa índole, no existe ningún plan B que ayude a resistirlo. Si la economía mundial se estancara o entrara en recesión, la economía de Nicaragua también caería, no porque nuestro país sea un tomador de precios en el mercado internacional, como argumentan algunos economistas locales, sino porque la economía de Nicaragua es tremendamente abierta: en términos anuales, el valor total de las exportaciones y de las importaciones de bienes y servicios no atribuibles a factores de producción superó el 102% del PIB del país en 2016. Cabe recordar que entre los efectos de la gran recesión de mundial de 2008-2009 que se observaron en Nicaragua, el PIB Real cayó 2.8%

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s