La revolución desde el cine nacional

Jeffry Hernández y Kevin Pinell / El Aventino.

DSC00016

La Cinemateca Nacional presentó la producción nicaragüense “Aquel 17 de Julio “, basada en los días previos a la gloriosa Revolución Popular Sandinista, donde el dictador Anastasio Somoza abandona el país y se celebra el famoso “Dia de la Alegria”.ganadora de un Ícaro latinoamericano.

La proyección inició la tarde del jueves con la presencia de jóvenes de la Universidad de Managua (UdeM) y la Universidad de Ciencias Comerciales (UCC). Promoviendo  el valor de la historia en los jóvenes a través de esta adaptación fílmica.

El Cineasta Rafael Vargas Ruiz expreso: “Es muy importante que los jóvenes entiendan la importancia de esta proyección surrealista conectada con la obra de Gardiel de los 80’s”.-

Vargas quien es productor y protagonista recalco que esto se hizo con actores y actrices nacionales, y que además es en memoria de Isabel de los Ángeles Vargas Ruiz.

Cinemateca Nacional estará brindando otra proyección el dia 16 de Marzo próximo con otra renombrada cineasta, esto como parte de la incentivación a los jóvenes hacia la historia, el 7to arte nacional y latinoamericano.

 

 

 

 

 

¿Equipo cubanoamericano de beisbol en el clasico mundial?

Jose Humberto Currás/ El Aventino.

B8D7F827-4257-4FCE-B1E1-E5E19CB2449E_w650_r0_s.jpg

Reconocido escritor y cronista deportivo de Estados Unidos, Peter Gammons, quien ha cubierto innumerables juegos de MLB para el periódico The Boston Globe, la cadena ESPN y MLB Network se pronuncia sobre la creación de un equipo de béisbol cubanoamericano.

El ganador del premio “JG Taylor Spink” por la Asociación de Escritores del Béisbol  Americano, afirmó en su blog que todos los fanáticos y beisbolistas residentes se preguntan ¿por qué no? participa un equipo en el clásico mundial de béisbol con integrantes cubanoamericanos.

¿Vale la pena pensar en este equipo?

“En esta primavera, durante las visitas que he realizado en distintas ciudades como, Fort Myers, Surprise y Glendale, he encontrado ciertas incertidumbres y una sola  pregunta de parte de los beisbolistas de ascendencia cubana que militan en diferentes equipos de las grandes ligas, y esta es: ¿por qué no podemos ver un equipo cubano americano en el Clásico Mundial de Béisbol?”, señala el cronista Gammons, miembro del Salón de la Fama del Béisbol.

También opinó que sería fascinante ver que en Miami el estadio estuviera repleto de cubanos, esto gracias a su equipo que está integrado por cubanoamericanos.

El primera base de los Reales de Kansas City, Eric Hosmer, habló y le propuso a su amigo Deven Marrero, que si esto se llevara a cabo, serían compañeros en el equipo cubanoamericanos. “Creo que sería un gran homenaje a Cuba “, dice Yasmani Grandal, nacido en La Habana y criado en Florida. “No importa lo que ha sucedido, todos estamos orgullosos,  de la cultura cubana y de la cultura del béisbol cubano. ¡Sería excelente! Comenta el pelotero isleño.

Nolan Arenado, quien visitó Cuba esta temporada, dijo que le “encantaría” jugar en ese equipo.

Según Gammons podrían sugerir al boricua con ascendencia cubana,  Mike Lowell,  como Gerente General del equipo y al famoso manager y orgullo isleño, Fredi González, y toda la tropa cubanoamericana que vive en U.S.A, como lo es, Grandal que sería el cacher; Hosmer el primera base, y Arenado estaría en tercera. También integrarían el infield Yulieski Gurriel, Aledmys Díaz, José Iglesias, Yoan Moncada, Marrero y Yunel Escobar.

En los jardines tendriamos a Yoenis Céspedes, Leonys Martín, J.D. Martínez, Yasiel Puig, Jorge Soler, Albert Almora, Jon Jay, Guillermo Heredia y Yasmany Tomás, mientras los bateadores designados serían Kendrys Morales y Yonder Alonso.

Y como lanzadores estarían, Aroldis Chapman, Ángel Miranda, Raisel Iglesias, Yaisel Sierra, Rodon Carlos y Roenis Elías.

El equipo sería un homenaje a todos aquellos peloteros que salieron en el período anterior a la revolución cubana y en el actual período

La incorporación del fallecido José Fernández, de los Marlín de la Florida fuese indudable.